viernes, 29 de abril de 2011

Como humo se va, pero no del todo

Cuando están a punto de cumplirse los cinco meses de prohibición de fumar en espacios cerrados, las consecuencias tan trágicas y catastrofistas que iba a traer esta medida no se han hecho realidad. Como era de prever, por otra parte. Lo mismo que nos acostumbramos en su momento a dejar de fumar en cines, comercios, colegios, hospitales o aviones estamos haciéndolo ahora en espacios cerrados, especialmente en bares y restaurantes, a pesar de algunas excepciones carpetovetónicas que hicieron mucho ruido –para satisfacción de los medios informativos de tres al cuarto-, pero que como humo se fue, costándoles su buen dinero por una obcecación infantiloide.

Y respecto a los grandes males –en forma de pérdida de miles de clientes- que iban a acechar a los establecimientos, aquellos que se preocupan en ofrecer un buen producto no se han resentido -¿verdad, Chicho?-. Y eso que las autoridades de un buen número de municipios han estado haciendo la vista gorda a las numerosas terrazas ‘clandestinas’ o la simple colocación de elementos como estufas y ceniceros –con mesa envolvente- en la vía pública. Bien de forma ilegal –obviando una normativa existente, pero obsoleta en la actual situación- o simplemente alegal, por no existir un reglamento municipal al respecto.

Pero la aplicación de la ley tiene todavía muchos flecos pendientes. Y es que, aparte de lugares cerrados, está prohibido fumar en el interior y alrededor de los parques infantiles al aire libre, en la puerta de los hospitales y de los centros educativos. En todos estos casos, es el propio ciudadano el que debería preocuparse por cumplir la ley y evitar el consumo… aunque en muchos casos el ‘mono’, junto a la falta de educación y respeto, puede bastante más. Por lo tanto, tiene que ser el afectado quien llame la atención al fumador, lo que normalmente suele causar alguna trifulca verbal. O incluso más. En estos casos, desgraciadamente más vale una retirada a tiempo… que una derrota, aunque tengas toda la razón.

Y de estos casos, el más sangrante es el de los alrededores de los centros escolares, donde mucho mozuelo confundido –que sigue relacionando cigarrillo con rebeldía e independencia- fuma a sus anchas, sin que la presencia de policía –“venimos a vigilar el tráfico, oiga”- o de docentes –esos que reclaman la condición de autoridad pública dentro de las aulas para imponer por la fuerza lo que no saben imponer por la lógica, pero que fuera pasan de ‘casi’ todo- sirva para lo más mínimo en lo que debe ser el cumplimiento de una ley que, recordemos, no va contra de los ‘derechos’ de los fumadores, sino a favor de la salud de los no fumadores.

PD: Obviamente hay muchos policías y profesores que no pasan de esta actitud y por lo menos reprenden a los fumadores, pero también hay una importante cantidad que ‘pasa’, aunque sea su obligación, profesional y moral.

Imagen procedente del blog peoresnada.com

martes, 26 de abril de 2011

Las clásicas se merecen bastante más

Aunque buena parte de los protagonistas de la temporada de clásicas ya están pensando en otros objetivos –comenzando por el propio Philippe Gilbert, que ha señalado el amarillo del Tour y el Mundial… aunque nos imaginamos que no el de 2011, sino los de años sucesivos que le van como anillo al dedo-, aún resuenan los ecos de la temporada de clásicas primaverales recién finalizada. Comenzando por ese histórico triplete del corredor valón, más por la autoridad mostrada para conseguirlo que por lo que significan sus tres victorias engarzadas –cuatro, si contamos la nada despreciable Flecha Brabanzona, sin olvidarno que también se llevó la ‘Eroica’-. Siguiendo por ese podio de los Schleck que dejó más críticas que parabienes, aunque yo sigo pensando lo mismo que manifestó Gómez Peña en Twitter: aunque hubieran sido seis hermanos, los luxemburgueses no hubieran tenido nada que hacer ante el poderío físico y mental del líder del Omega. O continuando por los otros belgas, los flamencos, que consiguieron imponerse en las dos grandes clásicas del pavés, aunque fuera con corredores de segunda fila como Nick Nuyens y Johan Van Summeren que supieron aprovechar esa oportunidad que quien sabe si se les volverá a presentar. Sin olvidarnos del salto de calidad que se le supone al australiano Mathew Goss tras ganar en San Remo.

Entre los aficionados españoles, ha quedado un regusto dulce tras esta primera parte de la campaña, especialmente por los buenos momentos vividos, que no por el protagonismo español, ya que en este caso el sabor sería más bien amargo. No lo digo por lo mal que suele saber la segunda plaza –y más si es por partida doble-, ya que las ‘platas’ de Purito Rodríguez cobran mayor importancia ante quien cedió. Lo comento porque, comparando con 2010, Freire se fue de vacío; Flecha estuvo más lejos de la cabeza en sus dos objetivos; Contador y Antón no ratificaron los detalles mostrados en su debut. Y echamos a Valverde más en falta que nunca. Incluso el tercer puesto de Samuel –tras sus incomprensibles ausencias el año pasado- en Huy supo a poco.

 

Pero lo más importante es que, una vez más, se ratifica que las clásicas tienen su propio protagonismo –independiente- en el calendario ciclista mundial. Si la gente se pregunta si Cancellara o Gilbert serán capaces de ganar los cinco monumentos, es porque existe esa demanda de una competición de conjunto que existió, que gustó y que incomprensiblemente la UCI hizo desaparecer para crear ese batiburrillo del World Tour. Recuperar la Copa del Mundo es una necesidad para articular un verdadero ciclismo mundial, con las clásicas tradicionales, junto con otras en países emergentes, pero recorridos atractivos, a razón de una en fin de semana o dos por semana por aquello de los desplazamientos, en un par de periodos estacionales –primavera y finales de temporada-. Aunque cada uno tendría sus preferencias, las pruebas seleccionables están en la mente de todos. Y a final de año podríamos saber quien es el mejor de todos los clasicómanos, algo que dice mucho más a los aficionados que el triunfador del ProTour.

sábado, 23 de abril de 2011

¿Book o e-book? Lo importante es leer

Siempre he mantenido que en la era digital en la que nos encontramos –auqnue alguno aún no se quiera dar cuenta-, y con la gran cantidad de dispositivos y formatos que facilitan la lectura, sobran documentos impresos, sobre todo aquellos de ‘leer y tirar’ o los que te es más fácil almacenar y consultar en un ordenador –o en una tableta-, gracias a los pdf, que en una estantería o en una bolsa.

Pero cuando ya hablamos de literatura, con mayúsculas, tengo que reconocer que mis preferencias se reparten tanto entre el libro tradicional como con el e-book cada vez en boga, dependiendo de la socasiones. Ambos formatos tienen sus pros y sus contras y desgraciadamente los dos pueden dañar al medio ambiente: los primeros por lo que supone la tala de árboles para conseguir papel; los segundos por la contaminación que originan sus componentes electrónicos o de plástico no reciclables.

Entonces, ¿con que nos quedamos? Es lo de menos: lo importante, en definitiva, es leer. En mi caso, cuando voy a estar bastante tiempo de viaje, fuera de casa, prefiero por simple comodidad cargarme el ‘kindle’ con varios ejemplares para que no sufra la maleta; en cambio, los libros de mis autores preferidos los disfruto más con su tacto en papel y su presencia física en mi biblioteca.

viernes, 22 de abril de 2011

Valjavec: un viaje de Eslovenia a Suiza, pasando por Turquía y Mallorca

En la mañana de hoy, el TAS oficializaba lo que ya casi todo el mundo daba por hecho desde hace mucho tiempo, la revocación de la decisión del Comité Olímpico de Eslovenia que había absuelto al ciclista Tadej Valjavec por las irregularidades mostradas en su pasaporte biológico –lo que había anunciado la UCI en mayo de 2010-, sancionándole finalmente con dos años. Exactamente lo mismo que sucedió hace escasas fechas con el italiano Franco Pellizotti (Liquigas), ‘acusado’ por la UCI de esos "valores anormales en el pasaporte biológico" en las mismas fechas que el ciclista esloveno, posteriormente absuelto por el CONI, y finalmente sentenciado por el TAS en lo que desgraciadamente parece ser ya la fórmula jurisdiccional habitual en este deporte.

No voy a entrar a juzgar la anormalidad de dichos valores en ninguno de los dos casos, principalmente porque no los conozco. Ni si el pasaporte biológico debe ser un elemento sancionador por sí mismo u orientativo de cara a los controles, porque no soy un experto. En definitiva, no es caso plantearme la inocencia o la culpabilidad de cualquiera de los dos.

Lo que realmente debería movernos a la reflexión es que por la inexistencia de un órgano sancionador internacional en primera instancia –para entendernos, que la propia UCI tuviera su propio comité de competición-, se ha entrado en esta dinámica de los dos tribunales opuestos, sobre todo si a nivel nacional se opta por no sancionar, por el motivo que sea. Con ello los procesos se dilatan, se encarecen y ante la opinión pública se da una imagen de disparidad de criterios –unos hablando de justicia, otros de venganza- que no es buena para nadie.

Pero lo peor de todo es que desde la primera decisión, la nacional, hasta la segunda y definitiva, la del TAS, el corredor puede y quiere –y además está en su pleno derecho- seguir corriendo. No llegó a ser el caso del italiano porque no encontró equipo, pero si el del esloveno, fichado por un modesto conjunto turco, con el que fue protagonista en el pasado Cinturón de Mallorca, de una forma decisoria para el desenlace final de la carrera ya que un ataque suyo bajando Sóller fue el que derrocaría a José Belda a favor de Iker Camaño, sin que ello suponga restar un ápice a la combatividad y méritos del vizcaíno. Pero la alianza que éste se encontró en carrera fue tan fundamental para el vencedor final como funesta para el alicantino. Valjavec acabó segundo de la general, por cierto, como muestra la imagen.

Todo ello puede considerarse como lógico en cualquier carrera. Pero ahora el TAS decide que los dos años se cuentan desde el 20 de enero de 2011, aparte de anularle también todos sus resultados obtenidos entre el 19 de abril y 30 de septiembre 2009. ¿Alguien entiende las fechas? Yo no. Y me imagino que Belda, aún menos.

No quiero pensar mal, pero todo ello induce a hacerlo: que durante este tiempo excesivo que transcurre entre la absolución previa y la sanción final ningún equipo va a contratar a estos corredores ‘señalados’ y que incluso los organizadores o los propios conjuntos rivales protestarán por estas presencias que pueden falsear el resultado de una carrera. Y que luego no se van a contabilizar de ninguna manera en ranking, clasificaciones o premios.

En fin, tampoco deja de ser curioso que la sanción se haya pronunciado dos días antes del inicio de la Vuelta a Turquía, el gran objetivo del equipo que se había arriesgado a fichar a Valjavec. Y todo ello teniendo un caso muy distinto pero que sigue parámetros muy, muy parecidos tan cerca de nosotros.

Foto, del podio final de la carrera mallorquina, por Rafa Carbonero.

miércoles, 20 de abril de 2011

Apuntes de fauna social (VI): El entrometido

Al contrario que el Principio de Peter, que premia la promoción de los capaces –y de alguno que no lo es tanto- con un nuevo puesto en el que desgraciadamente se alcanza el nivel de incompetencia, existe otra actitud en las empresas y en las organizaciones, que es el entrometido, que no busca la promoción vertical, sino la expansión horizontal. Falsa, por supuesto.

En general, sus actuaciones coinciden en gran medida con el trepa, al que ya describíamos en un artículo anterior de esta serie. Pero en lo que quiero incidir es en la actitud del entrometido, sin entrar a valorar su principio director que en este caso no subir en la escala social, organizacional o empresarial, a costa de lo que sea. O de quien sea. Este nuevo espécimen se expande lateralmente, a costa de sus compañeros… y dañando a veces de forma irreparable la propia organización.

Y es que el entrometido se distingue sobre todo porque es incapaz de realizar su trabajo, salvo aquellas actuaciones de cara a la galería que le sirven para justificarse ante los demás. Por ello, propone de ‘motu propio’, y termina asumiendo –falsamente- nuevas funciones, o que son innecesarias, o que corresponden a otros profesionales u otros departamentos en la organización. Y claro, sin tener el mínimo conocimiento necesario para ello. E insisto, a costa de lo que sea o de quien sea. Su palabrería, sus padrinos e incluso algunos apoyos puntuales –pagados o cobrados a precio de oro- le terminan sirviendo para sus propios fines… a costa de los objetivos generales de la organización. Y decía antes que las asume falsamente ya que, dada su incapacidad, tampoco se encarga de esas nuevas funciones.

Este otro lamentable ejemplar ‘tipical hispanicus’ es muy abundante, como se puede comprobar por el amplio número de sinónimos populares que tenemos en nuestro idioma: metomentodo, metijón, refitolero, enredador, cominero, buscavidas, catacaldos, oliscón, bullebulle, chisgarabís, metijón… e incluso intruso, vocablo que le define perfectamente: según la RAE, que se ha introducido sin derecho.

Con todo mi respecto y admiración al gran maestro, Forges.

lunes, 18 de abril de 2011

Freire, más talento como persona que como ciclista

No es el primer post, ni espero que sea el último, que escribo sobre Oscar Freire, un ciclista que –en cierto modo- ha estado muy vinculado a mi trayectoria profesional, por lo menos en lo que se refiere a sus actuaciones mundialistas. Y digo que espero volver a escribir sobre el cántabro al menos este próximo mes de septiembre –si Copenhague no le es tan esquivo como le fue Varese, Mendrisio o Geelong- o incluso en julio del próximo año si se decide a quedarse unos meses más en el pelotón para estar en Londres 2012, en los que serían sus cuartos JJ.OO.



Pero si hay algo que me maravilla más que el Freire ciclista –un ejemplar único, el mayor talento del ciclismo español en los últimos años y al corredor que, por irrepetible, más echaremos de menos tras su retirada-, es el Freire persona. Un hombre que no tiene pelos en la lengua para denunciar la situación del ciclismo, pero con toda la calma del mundo, sin gestos altisonantes, y la falta de soluciones por el egoísmo de unos y el pasotismo de otros. Por ello, cada vez que le pilla por banda Carlos Arribas –quizá el periodista que mejor le ‘exprime’-, hay que pararse y sentarse a leer la entrevista. Me pasó hace unos meses en los días previos al Mundial cuando decía a las claras que “la gente piensa mal de nosotros, los ciclistas, y con razón” o más recientemente, esta misma mañana, cuando se sinceraba y veía difícil salvar el ciclismo en Europa “mientras la UCI no apoye a los ciclistas”.

Es una lástima que personas –ya no digo ciclistas-, con las ideas tan claras como Freire no sean una referencia de cara a ‘salvar’ este deporte’, al que solamente le hace falta un poco de organización, de cordura, de diálogo y de imaginación.

Lo único que me sorprende de Freire es su tendencia en los últimos tiempos en quejarse del comportamiento del Rabobank hacia con él, aunque tenga toda la razón del mundo. En esa afirmación de preferir un ‘puesto’ de un holandés –Gesink, ahora, Boogerd, antaño- que un triunfo suyo. Insisto, no falta ni un ápice de verdad, pero también es cierto que el cántabro debió exigir en más de una ocasión ese liderato en carretera, ya que ahora quizá ya sea demasiado tarde. A lo mejor la exigencia debería haber sido mutua, ya que nunca he visto a Freire presionado. Pero es hablar por hablar. Y en todo caso, muy mal no debe haber estado vestido de naranja cuando cumple la novena campaña con los banqueros holandeses, la última que tiene firmada. Por eso alguno hasta se atreve a lanzar que podría cumplir en 2012 –si continúa- con un equipo español… aunque en nuestro país se hayan reconocido sus méritos –excepciones puntuales aparte- menos aún que en Rabobank.

sábado, 16 de abril de 2011

¿Seguro que ‘Noticia sigue siendo –sólo- lo que publican los periódicos’?

Vuelvo otra vez a mis tiempos de Facultad y a recordar alguna de las pocas enseñanzas que me marcaron. En concreto la definición: “Noticia es lo que publican los periódicos”. Una forma bastante original, pero efectiva, de separar lo que era un hecho noticioso que mereciese un pedazo de papel de lo que no, basándose en el criterio de los profesionales que decidían (redactores jefes, directores y editores, quizá en orden inverso, sobre todo en los temas trascendentes).

Pero ha pasado ya casi un cuarto de siglo de aquello y lo que también me viene ahora a la cabeza es una encuesta de diciembre del 2010 en la que se decía que el 46% de los estadounidenses recurrían a la red para informarse, sobrepasando por primera vez a los medios impresos (40%) y a un paso de la televisión (50%)… con la amenaza cierta de móviles y tabletas para volver a acentuar las proporciones a favor de Internet. En España aún andamos lejos de estas cifras… pero nos acercaremos. Sólo es cuestión de tiempo.

Por lo tanto, cada vez hay menos ‘gaps’ entre el hecho noticioso en sí y la noticia, considerada como la plasmación en un medio, pero no sólo tradicional, sino también de internet, redes sociales incluidas. Más resumido: cada vez hay más informaciones y en más sitios y diversos, pero interconectados. Y de esta forma, los responsables de la creación, la gestión o la difusión de la noticia deberían adoptar como paradigma que no puede ni debe haber diferencias –en el qué, en el cómo, en el cuándo- entre lo que se publica en unos lugares y en otros, porque las posibilidades comparativas son elevadísimas hoy en día, y recurriendo al dicho –como todos, sabio-, “las comparaciones son odiosas”; y además pueden, y suelen, tener consecuencias muy graves.

Los profesionales lo saben, pero en las labores de comunicación hay todavía mucho intruso, mucho enterado, mucho iluminado, mucho interesado… y mucho desfasado.

viernes, 15 de abril de 2011

Coches españoles, bicis menospreciadas y multas finlandesas

El Estado español parece haberse planteado que sobran coches en las carreteras y por ello está dispuesto al decomiso de vehículos en ciertas condiciones que puedan considerarse peligrosas para la circulación y siempre argumentando que se trata de casos excepcionales; abuso de alcohol y conducción temeraria eran los precedentes existentes y ahora el fiscal delegado de Seguridad Vial –tras un seminario realizado esta semana- propone la misma sanción contra los conductores que actúen bajo el "síndrome de prepotencia", con "menosprecio y humillación, con las personas que circulen en bicicleta.

No hace falta sacar a colación la situación actual de las bicis en España, de la habitual falta de respecto de numerosos –no pocos, realmente- conductores que se creen en posesión absoluta y exclusiva de las calles y carreteras y que cualquier ciclista no es sólo un estorbo, sino que es culpable de usurpación y merece ser expulsado de las vías al precio que sea. Y que ya es hora de que las bicicletas tengan en la vía pública el respeto y los derechos que se merecen, que no son otros que los mismos que los demás vehículos con los que comparte la ruta.

Tampoco es necesario recordar la sanción aplicada por el atropello de los hermanos Ochoa, que no fue una excepción, sino que hay muchos casos similares. Pero en este país de actuaciones e implicaciones pendulares, se propone una medida tremendista, espectacular, ejemplarizante… pero injusta y poco efectiva.

Porque, como pasa siempre, al hijo de papá de turno con dos, tres o más vehículos, ¿qué le supone que le requisen uno, salvo el ‘disgusto’ de perder uno de sus BMW? Incluso el pobretón que sólo tenga un coche siempre podrá adquirir otro, de forma más o menos sacrificada, o incluso podría pedírselo a su amiguete o a su cuñado. Es decir, podría seguir en la carretera, con la misma actitud prepotente que anteriormente, aunque con otro vehículo.

Para mí hay una cosa que está muy clara: si la culpa es de una persona, las actuaciones deben ir contra el individuo. Así de sencillo. Y si de verdad queremos justicia, la sanción debe vincularse a la situación económica de esa persona. Por ejemplo, como sucede en Finlandia, en donde la cuantía de la multa es proporcional a la renta del infractor. Y que nos falta en este país para aplicar ese sistema, ¿imaginación o redaños?

Evidentemente ‘Spain is different’ y aquí habría que partir de un mínimo, ya que en nuestro país, con tanta picaresca de tantos pobres parados sin recursos después de los años de vacas gordas y gasto desmedido, pero con sustanciosos trabajos en negro en los de vacas flacas, habría que pensar en un tope mínimo… o, mejor dicho, en una verdadera inspección fiscal.

miércoles, 13 de abril de 2011

Diegoweb, el pionero del ciclismo desde dentro en Internet

Posiblemente si decimos Diego Rodríguez Campos muy pocos caerán en quien es –“a pesar de haber militado en casi todos los equipos del pelotón aficionado, salvo en los buenos”, comenta con ironía el implicado-. Pero si hablamos de Diegoweb, todos relacionamos este apodo con el original ciclista andaluz y de forma simultánea con su proyecto en Internet que ya cumple nueve años y que fue uno de los referentes a comienzos de la década pasada, junto con la mítica página de Globeros.com, de la que ya hablaremos otro día.

Coincidí con el cordobés en el pasado Cinturón de Mallorca y me pareció interesante conocer de primera mano su experiencia con diegoweb.net, por su condición de ‘precursora’ del actual panorama del ciclismo actual, quizás el deporte más presente en las redes sociales. Y lo más curioso es que originalmente no nació como tal. “Hice una buena temporada en 2001 y pensé en hacerme una página personal para poner el palmarés. Pero luego me planteé añadir las ‘batallitas’, que es lo que te pregunta todo el mundo. Y una foto, y luego varias…” Y así hasta ahora, con una página que llega a alcanzar las 2.000 visitas diarias en algún momento de la temporada, “a pesar de que ahora todo el mundo tiene su facebook, su blog…”. Incluso él está a favor de estas nuevas tecnologías, “aunque en Twitter estoy por estar, porque prefiero facebook –algo en lo que discrepo, como le digo y bien sabéis- y porque apenas tengo tiempo para todo”. Para él, no obstante, el cambio más importante es que “ahora casi todo va por el móvil, buscando una wi-fi, y no por el ordenador”.

Y es que lo único que lamenta es que “le he echado muchas horas de mi vida, porque siempre hay algo que poner, cuando no una carrera, los entrenamientos con la grupeta. O fotos que te manda algún colega. Por ello me planteé buscar algún patrocinador, pero no salió nada”. Lo más parecido a los ingresos atípicos fue una línea de ropa que sacó hace ya algunos años. “Los calcetines tuvieron bastante éxito –reconoce-, pero hoy en día ya puedes creerte tu propia ropa personalizada por muy poco dinero, así que…”.

Por lo demás, Diego asegura que “jamás he provocado ninguna situación de peligro en el pelotón, ni he tenido problemas con ningún colega; todo lo contrario, ya que soy un corredor atípico, ya que todo el mundo sale con el menor peso posible y centrado en la carrera y yo con mi máquina de fotos, procurando recoger lo más interesante”. En Mallorca esta circunstancia extrañó a los numerosos extranjeros que formaban el pelotón, “ya que casi ninguno me conocía, pero enseguida se acostumbraron y como todos, siempre te piden que les saques en alguna foto”. Distinto es con los árbitros, ya que “algunos, muy pocos, me han dicho que guardara la cámara, que estaba prohibido por el reglamento, pero no han sabido decirme la norma concreta”.

¿Y hasta cuando habrá diegoweb.net? Mientras que siga corriendo, lo tiene claro. “Y mientras que tenga ilusión y ganas, seguiré corriendo”, comenta pesa a sus ya 31 años. “Aunque la gente que lo ha dejado me dice que es entonces cuando más ganas tienes de volver a correr”. Y es que su peculiar manera de entender y de plasmar el ciclismo se echaría de menos en el pelotón.

lunes, 11 de abril de 2011

Mi modesto apoyo al ciclismo televisado en Esport 3

Una de las características que más valoro de Facebook es la capacidad de crear grupos como apoyo o protesta ante cualquier hecho: algunos de ellos son tan originales que dan ganas de apuntarse inmediatamente… aunque desgraciadamente vayan a valer de muy poco, como los surgidos recientemente sobre las limitaciones de velocidad en las autopistas.

Sin embargo, de vez en cuanto encuentras alguna propuesta que, aparte de interesante, parece razonable y con visos de lograr el objetivo marcado. Una de ellas es la petición que vienen realizando numerosos aficionados al ciclismo al nuevo canal deportivo catalán Esport3 para que emita más retransmisiones ciclistas. Ya se va acercando sin pausa el número de mensajes a los trescientos que aparecen en el ‘muro’ de este nuevo canal. Y vaya este modesto ‘post’ como aportación adicional a una justa reivindicación para el presente televisivo de nuestro deporte que no tendrá futuro –de ningún tipo- si sigue el divorcio con el mundo de la imagen.

Ya lo he dicho muchas veces: una retransmisión en directo es cara, a veces imposible, por aquello de la producción y sólo se justifica en ocasiones especiales -¿por ejemplo, la Volta?-; pero un buen resumen es fácil y rápido de grabar, de producir y de realizar, y muy agradecido para todos, espectadores y ciclistas. Incluso para los propios canales muchas veces excesivamente preocupados en esa rentabilidad que nace de la división coste/share.

¡Y todo lo dicho vale para otros canales que están en la mente de todos!

sábado, 9 de abril de 2011

“El cuaderno de Maya”, la duda de mayo

Uno de los primeros posts que escribí en Uluru se lo dedique a Isabel Allende, con ocasión de la publicación de su novela "La isla bajo el mar", que se puso a la venta en España en septiembre de 2009. Ahora vuelvo a referirme a la escritora chilena, con ocasión de su próxima publicación, “El cuaderno de Maya”… aunque no es una edición inmediata sino que habrá que esperar hasta finales de mayo para poder adquirirla. Me imagino que será por cuestiones de marketing, para ir ‘caldeando’ el ambiente.

Por aquel entonces decía que algo tan obvio como que Isabel Allende es una de las mejores escritoras contemporáneas en lengua castellana y que no solamente me cautivó “La casa de los espíritus” –en esto no soy nada original, lo reconozco-, sino que “El plan infinito” era su más completa e interesante narración –una afirmación ya algo más personal-, y que tenía otras obras como “Mi país inventado”, una personificación de su Chile natal verdaderamente interesante y atinada.

Sin embargo, entonces criticaba a la chilena por alternar estas obras magistrales con otras narraciones bastante más livianas. Correctas, pero extremadamente sencillas y sin esa ‘genialidad’ de sus grandes momentos. Desgraciadamente, ‘La isla bajo el mar’, pese al interesante momento histórico en que se ambienta, se cataloga en este segundo grupo, por lo que cada vez que aparece una nueva obra de Allende me entra la duda de que tipo de libro de encontraré. Sin ánimo de generalizar, diré que prefiero sus historias que llegan hasta el presente a las que se sitúan en el pasado.

Por ello, el inicio de su última obra promete: “Soy Maya Vidal, diecinueve años, sexo femenino, soltera, sin un enamorado, por falta de oportunidades y no por quisquillosa, nacida en Berkeley, California, pasaporte estadounidense, temporalmente refugiada en una isla al sur del mundo”.

jueves, 7 de abril de 2011

Una primavera en Mallorca

Hace menos de dos meses escribía un artículo titulado “Un invierno en Mallorca” sobre mi experiencia en la Challenge de Mallorca, como radio-vuelta en la primera prueba profesional sin pinganillo de la temporada en España. Ahora, con unas temperaturas más propias casi del verano que de la primavera repito experiencia en la isla, aunque prometo no hablar más –de momento- de las comunicaciones, sino de la gran cantidad de ‘personajes’ que me estoy encontrando en esta segunda carrera de Unisport Consulting, el Cinturón de Mallorca, que estuvo en un tris de no celebrarse, por culpa de la manida crisis, pero que incluso así puede darse el lujo de contar con 28 equipos, de los cuales la mayoría son de fuera de nuestro país, procedentes de lugares como Gran Bretaña, Países Bajos, Noruega, Suecia, Alemania, Suiza, Israel o Turquía, completados con los cuatro conjuntos baleares y con otras tantas formaciones peninsulares (Guerola-Valencia, UPV-Bancaja, Vitaldent-Arán y Hostería de Cañete-Nagares).

Lo que es seguro es que este año no vamos a tener un vencedor tan inesperado y atípico como el ‘biker’ Sergio Mantecón, que en su primera participación en una prueba en carreteras se llevaba una ronda tan selectiva como el Cinturón, aunque luego demostró que no había sido casualidad, ganando el Campeonato de España élite –junto al de BTT, en un doblete que será difícil de repetir en el futuro- e incluso brillando entre los pros en la última etapa de la Challenge 2011.

Pero echando un vistazo, encontramos una ilustre nómina de ’pistards’ no sólo españoles como Sergi Escobar, David Muntaner, Pablo Aitor Bernal, Albert Torres, Antonio Miguel o Sebastián Mora, sino británicos como Andrew Tennant o Ed Clancy o alemanes como Robert Bartko. Clancy, la gran ausencia el el omnium del último Mundial, me comentó que fue por enfermedad “porque estuve varios días con fiebre y dolores de cabeza”, aunque se considera que debe ser él la máxima opción para representar a su país en los próximos Juegos Olímpicos. “Hay varios candidatos más, incluso Wiggins”, reconoce, pero no apuesta por ‘Cav’. “Nunca se puede saber, pero le veo muy centrado en la carretera”.

Medio siglo de experiencia

De Gran Bretaña –de Sheffield- viene también un tal Malcom Elliot, un cincuentañero que recordarán los aficionados de los años ochenta por su punta de velocidad –tres etapas y la clasificación por puntos en 1989 en la Vuelta- e incluso por haber militado en Teka. “¿Qué que hago yo aquí? Es lo que me pregunto”, sonríe, para luego contarnos que solamente el año pasado dejó de competir en pruebas en el extranjero, siempre con la licencia élite, “aunque un año me saqué la master para ir al Mundial de Saint Johann, que gané”. Este año iba a correr solo en su país, pero recientemente atropellaron –aquí en Mallorca- a un compañero, otro se fracturó la clavícula, “Y entre venir con cinco o venir yo, no me lo tuve que pensar mucho”, reconoce abiertamente.

Pero Elliot no es el más veterano del pelotón, sino el balear Tolo Quetglas, de 52 ‘tacos’, un hombre que descubrió el ciclismo hace muy pocos años y que lleva seis consecutivos corriendo el Cinturón como reto personal. “Sufro mucho, pero me gusta”. Nada más acabar la carrera, “cambio la licencia por la master y ahí ya es totalmente distinto porque voy con los mejores”. Desde luego nada extraña de un hombre que incluso ha subido al Everest. “¿Y por que no? Lo que me aburre es estar parado, cualquier reto es bueno”, confiesa. Y por ello se ha apuntado también en la Titan Desert dentro de pocas semanas. Aventurero también es su compañero de equipo, Jason Perryman, un ciclista de Barbados –y que responde al estereotipo físico caribeño al cien por cien- que, aunque vive en casa del técnico de pista del STRYC, Bill Huck, apunta mejores maneras en la ruta que en los velódromos.

Y el Belda rodador jugó a ser escalador

Y aunque fue aquí, en Mallorca, donde vi la película ‘No es país para viejos’, el titulo no va con la ronda balear: el líder, José Belda, tampoco es un jovencito, ya que los próximos que les caigan serán los 36. Tras ganar ayer la crono a lo grande –no en vano es un excelente rodador, campeón de España élite contra el crono en 2009-, hoy ha querido imitar a Vicente y David, con los que comparte apellido, pero ningún lazo familiar: basta con ver la diferencia de talla. Y es que hoy dijo aquello de que la mejor defensa en un buen ataque y demarró en el Puigmajor, aseguró el amarillo, pero le faltaron 400 metros para ganar. Al menos la victoria se quedó en España con Iker Camaño, un ciclista que ‘mojaba’ por segunda vez, siendo un servidor el único que le ha visto personalmente en ambos triunfos: el primero fue la crono de la Vuelta a Chihuahua hace tres años, cuando corría en el American Beef, sucesor in extremis del Saunier Duval.

En fin, podría hablar del equipo israelí –que ya estuvo en el Cinturón hace dos años-, que acude con la ilusión de coger experiencia de cara a la ronda de su país y a proyectos de futuro, o incluso de Tadej Vajlavec, que espera en esa incertidumbre del ‘cara o cruz’ que pasará con su carrera –“el TAS me ha dicho que decide el 21 de abril”, indica en un perfecto castellano-, de Diegoweb, que también está por aquí, y de otros muchos más. Quizás los dos días que restan de carrera me den tema para otro artículo mallorquín más.

PD: O también podría decir que el Cinturón 2001 pasará a la historia por ser la primera carrera 2.0 de la historia: la misteriosa desaparición de los dorsales antes de la crono hizo que los ciclistas salieran solamente con el transponder… y todo salio a pedir de boca.

Fotos: Rafa Carbonero, con todo mi agradecimiento por su trabajo y excelente disposición.

martes, 5 de abril de 2011

Recicla, pero algo queda

Posiblemente en este país todavía se gaste más dinero en publicidad sobre cómo reciclar que en el propio reciclaje. Y quizás hasta aún sea necesario: en los contenedores más cercanos a mi casa puedo comprobar desgraciadamente cada día como todavía hay gente capaz de ‘cargar’ de basura variopinta una caja de cartón antes de depositarla en el cubo verde, o ver como depositan incluso paneles de vidrio en el de papel. Por no hablar de aquellos que no saben que una caja plegada cabe donde no entra una entera o los que tienen duda de cuál es el contenedor adecuado… y lo dejan todo fuera para que decida el basurero.

Sin embargo, ese esfuerzo –a veces no tan pequeño- que nos piden a los ciudadanos de separar la basura desde tu casa no veo que tenga correspondencia en otros ámbitos de la sociedad, concretamente en muchas empresas fabricantes, distribuidoras o vendedoras, e incluso en la propia ‘cadena’ del reciclaje. Y es que las mismas empresas que retiran –mejor dicho, cobran- las bolsas de plástico de la compra no hacen el más mínimo gesto para retirar los embalajes de plástico o ‘corcho blanco’ que usan por su propias comodidad –para manejar, para transportar, parta apilar…- de los productos que comercian. Por cierto, todo este material plástico se debe y se puede reciclar en el ‘contenedor amarillo’, aunque la propaganda oficial limite su uso, como se puede ver en la foto adjunta (solo para envases de plástico, latas y briks) y no se comenta nada de toda esa basura que son los embalajes y los envoltorios.

Aparte de este contenedor, sabemos que existen otros tres: el de papel y cartón, el de vidrio y el de basura orgánica, aparte de recogidas más ‘selectivas’ cuyo servicio varía mucho según el interés medioambiental –o el presupuesto- de los distintos municipios (muebles, ordenadores y electrodomésticos, ropa y calzado, pilas, radiografías, medicamentos, restos de poda, residuos tóxicos, teléfonos móviles…), aunque en muchas ocasiones son inaccesibles para muchos ciudadanos, al estar fuera de las poblaciones y es necesario el transporte en coche, incluso en furgoneta. Por el contrario, en otros funciona un aceptable sistema de recogida ‘a domicilio’.

¿Pero que sucede con aquellos artículos que no son estrictamente reciclables, incluso reutilizables, pero su depósito en el ‘contenedor verde’ es contaminante, al menos a corto plazo? Maquinillas de afeitar, cajas y envases de madera, herramienta y menaje desgastado, bolígrafos usados, vajilla rota… y miles de ejemplos que podrían salir en el día a día y a los que ahora no es necesario recurrir.

¿Dónde los llevamos si no existe un punto limpio específico? ¿Los juntamos –por descarte- con el resto de la materia orgánica o exigimos a las administraciones que den un paso más y se preocupen específicamente por ‘trabajar’ con estos residuos? Yo lo tengo claro. Amarillo claro.

sábado, 2 de abril de 2011

Se buscan calificativos para el recorrido olímpico de BTT

Tengo que reconocer que, cuando ayer los amigos –y excelentes profesionales- de esmtb.com publicaron el vídeo del recorrido de la prueba de BTT de los Juegos Olímpicos de Londres 2012, procedente de bikeradar.com tuve serias dudas de que no se tratara de una inocentada –poisson d’avril que dicen los franceses-, teniendo en cuenta la fecha, April fools' day, el equivalente europeo a nuestro 28 de diciembre.

Pero no, el vídeo era de fecha anterior y el circuito ya había sido estrenado por buena parte de los ‘bikers’ británicos el pasado 23 de marzo, que fueron invitados a rodar sobre un recorrido trazado sobre apenas 5 kilómetros, en el que se han ‘colocado’ 500 toneladas de roca y 3.500 de piedra triturada, en una finca propiedad del Ejército de Salvación.

Y es que, como comentan nuestros compañeros, se trata de un recorrido tan artificial –indoor, es el calificativo exacto que le dan- que seguro que provocará bastante polémica. Las siguientes imágenes son un resumen de algunos de estos puntos ‘conflictivos’:


Y aquí podéis ver la versión completa del circuito para haceros una mejor idea. En todo caso, prefiero no opinar hasta no conocer las impresiones de los profesionales que competirán en Hadleigh Farm, Essex, no en agosto de 2012, sino el 30 y el 31 de julio de este año, en la única prueba programada en el recorrido olímpico, como test para los Juegos, y en el que intervendrá lógicamente la selección española. Hasta entonces, busquen calificativos.